25 de junio de 2012

Fabula la Zorra sin Cola

Una zorra había perdido su cola por una trampa, y se encontraba muy avergonzada al respecto. Para dejar de sentirse así, decidió que la mejor opción era aconsejarle a sus amigas zorras que debían cortare la cola, y así poder disimular su defecto personal con la igualdad general.

La zorra con el rabo cortado

Así entonces reunió a todas sus amigas y les dijo: "La cola es solo un feo agregado y solo estorba, es una carga sin razón. Deberían cortársela como yo". Una de las compañeras le respondió:

"Hermana, si no tuvieras esa condición ahora, ¿aún así nos darías este consejo?"

Moraleja: Ten cuidado con esos consejos que en realidad están buscando su beneficio propio con ese consejo, y no tu bienestar.